BUENOS AIRES – Surfers, rugbiers y músicos: Es a lo que se dedican los cinco acusados de violar a una jovencita de 14 años en Miramar

 

 

Lucas Pitman (21), Tomás Jaime (23), Juan Cruz Villalba (23), Emanuel Díaz (23) y Roberto Costa (21), son los cinco jóvenes marplatenses, acusados de violar a una menor de 14 años en un camping, durante la madrugada de Año Nuevo. Este miércoles por la mañana, el grupo prestó declaracones en los Tribunales de Mar del Plata frente a la fiscal del caso, Florencia Salas y han sido imputados por el delito de «abuso sexual con acceso carnal agravado».

Pasaron la noche de Año Nuevo en el camping El Durazno, de Miramar, ubicado en el kilómetro 1 de la Ruta 11, un complejo tradicional de la ciudad costera, con precios accesibles, bungalows, parrillas y una pileta, que vieron como el lugar ideal para pelear contra el calor sofocante de las últimas horas de diciembre.

Cuando llegó la medianoche del martes, el camping era un ir y venir de desconocidos que brindaban unos con otros y se sonreían a la distancia deseándose un feliz año, aunque apenas tuvieran en común la cinta de papel alrededor de sus muñecas, única identificación y medida de seguridad de los huéspedes de El Durazno.

Entre los que recibían el año en el predio el martes pasado, estaban, además del grupo de amigos, un matrimonio, también de Mar del Plata, junto con su hija de 14 años.

 

Fue entrada la madrugada que la madre de la adolescente, al advertir que hacía mucho tiempo que no veía a su hija, comenzó a buscarla por el complejo. La encontró en la zona de carpas, según precisaron fuentes cercanas a la investigación, «en un estado deplorable», aunque no quisieron dar detalles a partir de la situación de vulnerabilidad de la menor. Los cinco jóvenes estaban junto con ella.

La mujer comenzó entonces, en medio de una crisis de nervios, a llamar desesperada y a los gritos a su marido, mientras otras personas alertadas por la escena se acercaban a la carpa en la que cada vez se juntaba más gente. La menor dijo que había sido violada por el grupo.

Tras mucha confusión, corridas y la llegada de la policía al lugar, la fiscal de la UFI Descentralizada de Miramar, Florencia Salas, dispuso que se realizaran exámenes médicos a todos los involucrados, incluidas las pericias sobre las prendas íntimas que llevaban puestas tanto la menor de 14 años como los cinco acusados.

 

(fuente: infobae.com)(foto portada: minutouno.com)

Compartir

También te podría gustar...